9 julio, 2020

EEUU aumentó la presión contra China para defender autonomía de Hong Kong

Mike Pompeo, informó en un comunicado que se restringirán las visas para los funcionarios chinos que sean responsables de “menoscabar las libertades de los hongkoneses”

El presidente de EE.UU., Donald Trump. El presidente de EE.UU., Donald Trump.

El gobierno de Donald Trump anunció este viernes que restringirá la entrada de algunos funcionarios chinos acusados de amenazar la autonomía de Hong Kong, en un momento en que el Congreso de Estados Unidos busca endurecer las sanciones. 

El jefe de la diplomacia estadounidense, Mike Pompeo, informó en un comunicado que se restringirán las visas para los funcionarios chinos que sean responsables de “menoscabar las libertades de Hong Kong”.

Además Pompeo acusó a Beijing de incumplir los compromisos adquiridos cuando este territorio colonial británico pasó a formar parte de China en 1997. 

“Estados Unidos insta a China a honrar sus compromisos y obligaciones, según la declaración conjunta chino-británica”, señaló Pompeo urgiendo a Beijing a proteger la “libertad de expresión y de reunión pacífica”. 

Las familias de los funcionarios que sean designados también se verán afectados por las restricciones, según el comunicado. 

Un portavoz del Departamento de Estado declinó precisar cuántas personas serán afectadas y si todas ellas tendrán prohibición total de entrada en Estados Unidos. 

El secretario de Estado de los EE.UU., Mike Pompeo. El secretario de Estado de los EE.UU., Mike Pompeo.

«Los individuos sujetos a esta restricción de visa van a ser evaluados para su elegibilidad, ajustándose a los criterios de esta política y se les podrá rechazar su visa», indicó el funcionario.

Este anuncio se produce en un momento en que China busca aprobar una ley de seguridad para endurecer los castigos por actividades que se consideren subversivas, después de que el año pasado Hong Kong viviera multitudinarias movilizaciones en contra del poder de Beijing. 

Según varios activistas, esta ley terminaría con las libertades que hacen de Hong Kong uno de los principales centros financieros del mundo.

“Exhortamos a los estadounidenses a corregir inmediatamente sus errores, eliminar estas medidas y parar de interferir en los asuntos internos chinos”, reaccionó la embajada de China en Estados Unidos.

«China va a continuar tomando medidas fuertes para asegurar la soberanía nacional, la seguridad y el desarrollo de sus intereses», continuó en un comunicado.

– Un proyecto en el Congreso –

El anuncio de Pompeo se produce un día después de que el Senado de Estados Unidos aprobara una ley para sancionar a funcionarios chinos que socaven la autonomía de Hong Kong. Pompeo junto al presidnete chino Xi JinpingPompeo junto al presidnete chino Xi Jinping

Este proyecto -que ahora debe ser votado por la Cámara de Representantes- permite sanciones en Estados Unidos contra funcionarios chinos y la policía de Hong Kong, así como contra los bancos que realizan transacciones con ellos.

Para los defensores de la ley, esta normativa busca imponer sanciones reales, en lugar de condenas sin consecuencias. 

Pompeo afirma en sus discursos que Estados Unidos ya no considera a Hong Kong como “autónomo” pero las acciones específicas tomadas por Washington, incluyendo cambios al tratado de extradición, han sido vagas. 

Trump no se ha pronunciado sobre si va a firmar o censurar el proyecto de ley en marcha en el Congreso, pero en el pasado ha criticado cualquier legislación que considere que lo amarra. 

Su gobierno -y Pompeo en particular- han denunciado con fuerza a China por temas diversos desde las acusaciones de violaciones a los derechos humanos, pasando por el gasto militar. En los últimos meses Washington ha criticado a China por su gestión de la pandemia del coronavirus, que fue detectado por primera vez en Wuhan en diciembre del año pasado. 

Pero de forma paralela, Trump busca sellar un tratado comercial con China y elogia la figura del presidente Xi Jinping.

Share This